Ahí va, lo que ha dicho…

http://i2.wp.com/vicentecampos.com/wp-content/uploads/2013/04/Dicho.png?resize=300%2C242Este escrito sirve como rescate de frases o párrafos que habéis destacado entre mis escritos y rescatado de nuestras charlas (o de las redes sociales).

He dicho tantas cosas a lo largo de los últimos años que os han parecido dignas de mención, que creo que es interesante dedicarle un escrito aquí a varias de ellas… Y si queréis, podéis añadir más en los comentarios. No me he fijado al detalle de todas y cada una de las veces que alguien me hizo una distinción citando o compartiendo lo que dije, así que si has hecho tuyas mis palabras en algún momento… Ya sabes: anímate a decirme cómo llegué a emocionarte.

Empecemos:

Vivimos dormidos, hipnotizados por un constante bombardeo de ideas acerca de cómo debemos ser y comportarnos para triunfar en la vida, para conseguir pareja, para ser felices… Y a causa de esto, nos cuesta escucharnos a nosotros mismos.

De la presentación de Alquimia Interior en Siminars.com

Yo creo que la felicidad, el sueño y los orgasmos son las únicas cosas que, cuanto más las perseguimos, más se nos escapan… Y que cuando las dejamos estar y nos rendimos, acuden por sí mismas.

De mis ideas peregrinas, y desarrollada en La felicidad es como un orgasmo.

Si vieras en ti la mitad siquiera de lo que yo veo, no habría nada capaz de borrar tu sonrisa.

Una de hace mucho tiempo que he compartido recientemente en Facebook.

A partir de aquí todas están en mis redes sociales (así que, en vez de la fuente, pondré un breve comentario):

La mejor lección que toda mujer puede aportarle a un hombre, es enseñarle a suspirar.

Por culpa de mis recuerdos y el cariño que le guardo todavía a ciertas personas.

No vivas a lo camper: muévete y encuentra (o deja que te encuentren) las oportunidades.

Esta se la debemos a intentar conectar con una generación de gamers…

No te tropieces contigo mismo.

Un poco obvia, pero caemos como pardillos…

¡¿15 euros por entrar en una discoteca?! En una manifestación hay menos gente y te pegan gratis.

Se nota que no me gustan esos antros, ¿verdad?

¿No puedes decirlo? El secreto esta en sentirlo, y en que sea real. Ahí las palabras más bien quieren salir solas.

Sobre la autenticidad y la naturalidad en las relaciones.

Encantador ese matiz de “te puedo volver loco” detrás de los “que surja”.

Esta va sobre si prefieres provocar o que surja la chispa. ¿Cuál es tu caso?

Yo sin ti soy, fui y seré. Contigo suena más divertido, eso es todo.

Sobre la independencia compartida… Que mola. Y mucho.

No hay mayor señal de armonía que seguir caminos vírgenes y no dejar huellas.

Armonía, una palabra que me recalcan demasiado últimamente…

Si acaso el universo conspira para algo, es para que tengamos deseos y aprendamos a cumplir.

Mi propia ley de la atracción, simplificada.

Siempre puede saberte mejor un momento de canteo que mil de dudas sobre lo que pueda pasar si lo intentas.

¿Yo animando a que dejes las pajas mentales? Inaudito…

Había algo en esa manera de abrazar, algo que te hacía sentir que ya estabas en casa.

Es verdad, y tenía buenos cojines también…

Una mujer puede quererte y dejarte por la misma razón. A mí me han querido por gracioso, y me han dejado por tomarme todo a broma.

Todos tenemos un poquito del espíritu de la contradicción.


 

Bueno, creo que he tenido suficiente momento de autocita… No es la primera vez que te invito a ello, en especial si llevas mucho tiempo leyéndome y siguiendo mis publicaciones; pero te vuelvo a invitar, una vez más, a compartir.

A que me hagas partícipe de aquello que ha despertado tus emociones, o te ha inspirado a ser mejor, o te ha hecho indignarte porque reconociste algo que no te gustaba y te decidiste a cambiar… O sencillamente, aquello que te ha gustado como suena, tal cual.

Así, me estarás ayudando a que yo mismo mejore y te siga dando más de lo que te gusta.

Un fuerte abrazo,

Sergio